Un día triste
10 abril, 2017
Cada vez más calor…
12 abril, 2017

Breaking Bad

Esta mañana en el patio de la tumba TT 313 hemos recibido a un par de especialistas en piedra que han tenido que romper una roca enorme de piedra natural ubicada en el centro del mismo. Con la ayuda de un taladro especial y de trabajadores entendidos en fragmentar este tipo de piedra, después de un proceso tedioso de golpeo, consiguieron destrozar la roca, que en su opinión debía pesar unas 3 o 4 toneladas. Mientras tanto seguían en curso las excavaciones en tres calas diferentes del complejo, lo que requirió la una buena organización y supervisión por parte de Kelly, Jónatan y Sergio, que hoy también terminaron de despejar una de las cámaras laterales donde ya se habían encontrado varias piezas decoradas de sarcófago y fragmentos de relieves en la primera semana de excavación.

En la TT 315 continuó la excavación de la esquina noroccidental, donde se han descubierto nuevas estructuras, en cierta medida inesperadas. Se ha continuado limpiando la estera de mimbre que se encontró el día anterior, esta vez bajo la supervisión de la conservadora Rawda y nuestros arqueólogos Mohamed, Abd El-Ghani y Sebastián. En ese área siguen apareciendo pequeños hallazgos interesantes, como por ejemplo la parte inferior de un cuerpo momificado envuelto en textiles y manchado con resinas. Además, Raúl y Ana terminaron hoy de clasificar y documentar los textiles, datos que esperamos sean valiosos para Salima, quien en la anterior visita parecía muy entusiasmada con la calidad y cantidad de nuestros hallazgos, y cuya participación resultará en una publicación de gran interés para conocer mejor cuestiones de momificación en el antiguo Egipto. Aparte de esto, Dina continuó con el estudio epigráfico del sarcófago en la cámara funeraria de Ipi. El avance que está consiguiendo en las zonas menos visibles del sarcófago se debe, en parte, a la aplicación del método de fotografía infrarroja, de la que se encargó nuestro conservador Mohamed Hussein, haciendo mucho más visibles los signos jeroglíficos que prácticamente no podían observarse anteriormente.

Un día más hemos recibido invitados en nuestro sitio arqueológico. En esta ocasión se ha tratado de la misión argentina que excava en la tumba de Neferhotep (TT 49), dirigida por Violeta Pereira, y que venía acompañada de otros dos miembros de la misión, Antonio y Pedro. Lo tres estuvieron paseando por nuestras tumbas y el yacimiento acompañados por nuestro moudir, que les fue explicando cada detalle y orientando sobre los principales problemas a los que se enfrenta la expedición en este yacimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *